Heterofaxismoaren aurkako konzentrazioa

Las organizaciones aquí presentes, SOS Arrazakeria, Sare Antifaxista,
EHGAM y Gaztehgam, queremos en primera instancia denunciar la agresión
homófoba que ocurrió en Bilbao este pasado domingo, y queremos denunciarla
de manera enérgica. Primeramente, queremos mostrar nuestra solidaridad
con los dos jóvenes que fueron agredidos, y decir que estamos realmente
preocupados por el estado de salud de uno de ellos. Queremos dejar claro que
denunciaremos y responderemos a cualquier agresión homófoba que tenga
lugar en nuestros pueblos, porque los hoy aquí reunidos tenemos muy clara
cual es nuestra postura respecto a la homofobia, el racismo, el fascismo y
cualquier tipo de discriminación.
Creemos que ese tipo de aptitudes no pueden tener cabida en esta sociedad.

El caso que nos atañe de Bilbao, es algo muy grabe. Sin embargo tenemos
que incidir en que no es el único y que tenemos constancia de otros casos de
homofobia. Estamos convencidos y convencidas que además son muchos mas
los que no se denuncian. Agresiones, ataques y amenazas como las sufridas
hace un año por el miembro de Gaztehgam Markel Ganboa, el juicio contra
cuatro militares españoles por propinar una paliza al miembro de EHGAM Mikel
Martín, la agresión homofoba contra un compañero hace unos meses también
en Bilbao, y otras muchas agresiones injustificables. Agresiones homófobas,
sexistas y fascistas frente a las cuales no podemos quedarnos de brazos
cruzados.

Las organizaciones que hoy estamos aquí, queremos preguntar: que está
pasando en nuestra sociedad para que ataques de este tipo se sucedan con la
gravedad de los acontecidos este domingo. Nosotros tenemos una respuesta:
casos como este evidencian una vez más que el sistema educativo fijado por
el estado ha fracasado. Es más: la seguridad que nos venden ha fracasado,
porque el estado es incapaz de impedir que tales agresiones se cometan. El
estado tiene la obligación de velar por la integridad de las personas. El sistema
educativo tiene que tratar estos temas de manera clara y educar a las nuevas
generaciones en el respeto y acepto al diferente, algo que, como ya hemos
dicho, es evidente que no funciona. De esa manera, creemos que es el estado
en última instancia el responsable de todas estas agresiones homófobas,
racistas y fascistas, pero tenemos también el pleno convencimiento de que es
la sociedad quien tiene que plantar cara.
Por ello, SOS Arrazakeria, Sare Antifaxista, EHGAM y Gaztehgam, queremos
hacer las siguientes declaraciones:

“La noche del 9 de noviembre al 10 de noviembre de 1938, las SAs bajo el
mandato del general Hitler, irrumpieron en la judería y diferentes ghettos
y comenzaron de manera violenta lo que durante años se convertiría en
política de terror y exterminio contra diferentes sectores de la sociedad.

Judíos, homosexuales, gitanos o pensadores que no comulgaban con las
ideas fascistas fueron conducidos a campos de concentración, que pronto
se convirtieron en campos de exterminio.

Aunque muchos de nosotros ya no conocemos a esos grupos –al menos
con esos nombres- es innegable que hoy en día, en nuestra sociedad,
hay grupos y organizaciones que asumen los postulados absolutamente
fascistas de aquellos, que no respetan el mas fundamental de los derechos
humanos, y que promulgan el odio contra diferentes colectivos de nuestra
sociedad. Son esos y los siguientes aspectos por los que estamos
especialmente preocupados y preocupadas:

Denunciamos que incluso hoy, grupos y partitos políticos que asumen
las ideologías de esos grupos fascistas y que han sido condenados en
el ámbito internacional se presenten a las elecciones sin ningún tipo de
impedimento.

Seguimos denunciando que Europa sigue marginando al pueblo gitano.
Que
Sarcozy lleva políticas vergonzosas respecto a ese
pueblo de deportaciones que aunque hayan sido criticas en Europa
nada se ha hecho para impedirlas. España aplica al igual que Francia
y otros muchos países políticas de extranjería que son excluyentes. La
discriminación que los gitanos padecen es continua, y ejemplo cercano de
ello lo tenemos el La Arboleda donde, una familia gitana sufre el acoso de
sus vecinos siempre con el beneplácito del ayuntamiento.
También denunciamos situaciones que se dan en muchos países, cuales
abren y cierran las fronteras según quien este a la espera de entrar. Eso
tiene un solo nombre: xenofobia.

Por ultimo, queremos denunciar que el Opus Dei quiere llevar acabo en
febrero un congreso en Iruñea para desestimar todos aquellos avances
en materia de liberación sexual que diferentes colectivos LGTB hemos
conseguido en las ultimas décadas, como el matrimonio entre parejas del
mismo sexo, el derecho al aborto y otros tantos. No aceptamos que nadie
decida sobre nuestros cuerpos y personalidades.

Son claros ejemplos. Nosotros y nosotras frente a estos sucesos tenemos
que seguir luchando para que no se conviertan en algo normal, en algo
que se acepta. Pero le corresponde al estado tomar las medidas oportunas
para que esto no se repita. Para que no se repitan agresiones como las
sufridas por dos jóvenes este domingo en Bilbao, ni muchas otras. Por todo
ello, para responder, hacemos un llamamiento a toas las personas, a todas
las organizaciones que se sumen a la movilización que hemos convocado

para el día 9 de noviembre, a las 19:30 en la plaza unamuno de Bilbao. Una
jornada contra el fascismo, el racismo, la homofobia y en contra de todo
tipo de discriminación.

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s